Koppert se consolida como el referente del control biológico en los cultivos al aire libre

rp041022-2

La compañía ya ofrece soluciones a las principales plagas y
enfermedades en viñedo, cítricos, almendro, pistacho, patata, cebolla,
ajo o platanera_

La progresiva implantación del control biológico de plagas y
enfermedades en los principales cultivos al aire libre está cambiando
la forma de entender la agricultura en toda España. Gracias a la
incorporación de insectos y microorganismos beneficiosos, los
productores encuentran en el control biológico un medio natural para
proteger sus cultivos y garantizar el rendimiento de sus explotaciones.

“El control biológico ha llegado para quedarse. No es una moda ni
una tendencia pasajera, sino la mejor alternativa de futuro en un
momento en que el control convencional de plagas basado en productos
químicos ya no es viable por su pérdida de eficacia”, ha explicado
Juan Miguel Rodríguez, experto de Koppert en Cítricos, durante la
rueda de prensa celebrada esta mañana en Fruit Attraction. “Hoy por
hoy, el control biológico es capaz de resolver problemas para los que
el control químico ya no tiene respuestas”, ha añadido.

Actualmente, Koppert considera una prioridad estratégica la
implantación nacional del control biológico en los cultivos al aire
libre. La experiencia adquirida durante los últimos años en diferentes
regiones productoras de toda España ha logrado que la compañía
registre un crecimiento sostenido del 20% cada año en los cultivos más
estratégicos por superficie y por valor económico. “Estamos llevando
el control biológico allí donde aún no se conoce, propiciamos un
necesario cambio de mentalidad en muchas regiones productoras y nos
hemos convertido en el referente nacional para la transmisión de nuevos
conocimientos que impulsan la agricultura sostenible y la resiliencia
frente al cambio climático”, asegura Javier Villegas, director
comercial de Koppert en Castilla-León y Castilla-La Mancha.

Rentabilidad comercial

En cítricos, Koppert ya gestiona el control biológico en más de
25.000 hectáreas distribuidas principalmente por la Región de Murcia,
Comunidad Valenciana y Andalucía. Mediante sus protocolos integrales,
adaptados a cada finca, Koppert ofrece una completa batería de
soluciones biológicas frente a las principales plagas y enfermedades de
cultivos como el naranjo, el limonero, el mandarino o el pomelo.

“Hay una conexión directa entre control biológico y rentabilidad
comercial, ya que el control biológico no deja residuos de ningún tipo
y eso facilita las ventas tanto dentro como fuera de nuestro país. No
olvidemos que el 94% de los cítricos que exporta España va destinado a
países comunitarios; por tanto, el control biológico garantiza el
cumplimiento de los estándares europeos de seguridad fitosanitaria”,
ha explicado Juan Miguel Rodríguez.

El éxito de los protocolos de Koppert para el control biológico en
cítricos también se ha trasladado a otros cultivos al aire libre. En
viñedo, por ejemplo, Koppert ha conseguido poner a punto un protocolo
capaz de mejorar la tolerancia del cultivo al cambio climático y a la
sequía, gracias a las sueltas de enemigos naturales en tallo y hojas y
a la aplicación de microorganismos beneficiosos en el suelo. Algo
parecido sucede en el ajo, un cultivo para el que Koppert ofrece una
protección completa con una estrategia única que se inicia antes de la
siembra.

El almendro es otro de los cultivos en los que más rápida está
siendo la implantación del control biológico. “Hemos revolucionado
la polinización mediante nuestras colmenas de abejorros y hemos
demostrado que nuestra estrategia para el control biológico de pulgón
es imbatible”, asegura Javier Villegas. La lista de casos de éxito
cosechados por Koppert en toda España continúa en cultivos como el
pistacho, la cebolla, el puerro, la zanahoria o la patata, entre otros.

Platanera

Mención especial merece la experiencia completamente pionera en
platanera, el cultivo más importante de Canarias. Koppert facilita a
los productores de plátano su transición a una agricultura sostenible
y sin residuos de plaguicidas con una completa gama de soluciones
biológicas 100% naturales frente a las plagas de cochinilla, araña
roja, trips, hormigas y lagarta.

“Somos conscientes de que aún queda mucho por hacer, por eso
seguimos investigando en estrecha y permanente colaboración con los
productores con el objetivo de ofrecer respuestas seguras y eficaces a
nuevos retos. Gracias a nuestras soluciones biológicas, contribuimos a
mejorar el prestigio comercial del plátano de Canarias y por tanto
contribuimos al sostenimiento futuro de este cultivo”, ha explicado
Rudy Llarena, director comercial de Koppert en Canarias, quien ha
asegurado que el objetivo final de Koppert es ofrecer al productor un
catálogo completo de soluciones biológicas fiables que permita dejar
atrás para siempre los métodos convencionales de gestionar el control
de plagas”.

Sobre Koppert

Nos asociamos con la Naturaleza para encontrar formas de crecimiento
que sean seguras y saludables. Ayudamos a los productores a apoyar,
proteger y fortalecer su cultivo con un sistema integrado de soluciones
naturales. Usamos enemigos naturales y microorganismos para combatir
plagas y enfermedades, abejorros para polinización natural y
bioestimulantes que protegen y fortalecen los cultivos. Impulsamos la
innovación agrícola desde hace más de 50 años. Los productores y
agricultores de todo el mundo utilizan nuestros productos y
conocimientos para restablecer el equilibrio natural de sus cultivos.
Nuestro enfoque holístico es lo que nos distingue: mejora de la salud
de las plantas, tanto en la superficie como en el suelo. Todas nuestras
soluciones apoyan un objetivo: una agricultura 100% sostenible.

Comparte este Artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email